Sabemos que las grasas hidrogenadas son muy empleadas en elaboración de galletas y la bollería industrial en general, esta es usada para prolongar la vida y el buen aspecto de estos productos, además, sabemos que estas grasas son de los ingredientes más dañinos que podemos consumir hoy en día. Por todo esto, porque están buenísimas, porque por increíble que parezca, no teníamos ninguna receta de galletas hasta ahora y por último y no menos importante, porque es mi blog y me da la gana! Hoy hacemos unas Galletas con chocolate, avena y sésamo y verás como ese toqué de las semillas de sésamo y ese punto de sal te harán adicto a ellas desde el momento en que las pruebes, así verás como vas convertir esta receta como la receta de tus “galletas de cabecera”.

No necesitas usar chocolate para repostería o de cobertura necesariamente, con tabletas de chocolate negro común es suficiente, te recomendamos usar un chocolate con un mínimo de 70% de cacao, a partir de aquí, si usas un chocolate de menor cantidad de cacao o mezclado con leche, tendrás que reducir la cantidad de azúcar de la receta, y ahí ya cambia la cosa.

RECETA Nº 380 – GALLETAS CON CHOCOLATE, AVENA Y SÉSAMO

  • Raciones: 42 galletas pequeñas
  • Dificultad: Fácil
  • Preparación: 30 minutos + 1 hora de reposo en frío
  • Tiempo de cocción: 18 minutos
  • Coste: Bajo
  • Tipo: Dulces
  • Familia: Galletas
  • Sub Familia: Chocolate y avena
  • Cocción: Horno

INGREDIENTES

  • 250 gr harina común
  • 150 gr chocolate negro 72% cacao
  • 2 cs cacao en polvo
  • 150 gr copos de avena
  • 8 gr bicarbonato sódico
  • 8 gr levadura química
  • ¼ cc sal fina
  • 170 gr mantequilla sin sal
  • 75 gr azúcar moreno
  • 75 gr azúcar blanco
  • 2 huevos “M” (a temperatura ambiente)
  • 1 cs esencia de vainilla 
  • 2 cs semillas de sésamo blanco

PREPARACIÓN

1. Lo primero, por un lado, lo que debemos hacer es mezclar bien en un bol, con las manos o una espátula, para integrar muy bien la harina, bicarbonato, levadura, sal, cacao en polvo, avena y las semillas de sésamo. Reservamos a temperatura ambiente.

2. Por otro lado, picamos el chocolate con un cuchillo y troceamos la mantequilla en dados pequeños y los mezclamos con los dos azucares, la esencia de vainilla hasta integrar bien y la mantequilla se disuelva por completo, por último añadimos los huevos previamente batidos y mezclamos. 

3. Una vez bien mezclado, agregamos a este bol, la mezcla del primer paso, removemos con las manos, incorporando poco a poco con movimientos envolventes. Dejamos reposar al menos una hora en frío.

4. Sacamos nuestra mezcla del frío y sobre unas bandejas con papel de horno, con ayuda de una cuchara de café, hacemos unas bolas pequeñas de 30 gramos aproximadamente y disponemos sobre el papel de horno, presionando ligeramente por encima y con separación de al menos 3 centímetros entre cada bolita.

5. Metemos al horno pre calentado a 180ºC con calor arriba y abajo durante 16-18 minutos o hasta que doren los bordes (si usas 2 bandejas, las cambias de posición a los 8 minutos para que se cocinen por igual). No esperes que se dore en el centro, sino se secarán y se pondrán duras, así las galletas ya están cocinadas.

6. Sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla a ser posible. Guardar en un envase con tapa, mejor si es hermético, así te durarán hasta una semana, aunque te aseguro que de 2 días no pasan! A gozar!

 

NOTAS

Si quieres una masa algo más ligera, puedes añadir 20 gramos de Maizena y retirar 20 gramos de harina y si te gusta más el chocolate, aunque para mi está perfecta esta cantidad, añadir 50 gramos más de chocolate. También salen muy buenas con harina integral. Unas pasas o un poco de canela también le aportan, pero solo un poco, sino pueden volverlas algo empalagosas, si remojas estas galletas en un gran vaso de leche mientras desayunas, seguro que tu adicción está garantizada.

Por último, te lo repito, si usas un chocolate con leche, te recomiendo que bajes la cantidad de azúcar, podrían salirte unas galletas muy dulces.

Para terminar, a esta receta un toque de jengibre no le viene mal, puede ser en polvo o fresco, que por cierto, al igual que las semillas de sésamo, podrás encontrarlas en nuestros amigos de todoespecias.com Haz primero la prueba de la receta tal cual y como se que te van a encantar las galletitas, luego las vuelves a hacer con ese toque de jengibre que te recomendamos. Otras cosillas que le van de maravilla, aunque no lo creas, a las galletas, te lo dejo por aquí: Pimienta rosa para hacerlas especiadas y sorprendentes, menta si las quieras con un toque balsámico y refrescante, pétalos de rosa secos, para un obvio recuerdo floral, curry, para provocar exotismo en tu paladar y muchas otras especias que estamos acostumbrados a asociarlas solo a comidas saladas, craso error, amigo, haz tus pruebas y verás, no te cortes, sobre todo con el cuchillo.

Galletas con chocolate, avena y sésamo

Receta nº 380
Tiempo de preparación30 min
Active Time18 min
Tiempo de reposo1 h
Tiempo total1 h 48 min
Plato: Dulces
Keyword: avena, chocolate, cookies, galletas, sésamo
Yield: 42 Galletas
Autor: Gastronoming

Equipment

  • Horno

Materials

  • 250 gr harina común
  • 150 gr chocolate negro 72% cacao
  • 2 cs cacao en polvo
  • 150 gr copos de avena
  • 8 gr bicarbonato sódico
  • 8 gr levadura química
  • ¼ cc sal fina
  • 170 gr mantequilla sin sal
  • 75 gr azúcar moreno
  • 75 gr azúcar blanco
  • 2 und huevos “M” (a temperatura ambiente)
  • 1 cs esencia de vainilla 
  • 1 cs semillas de sésamo blanco

Elaboración paso a paso

  • Lo primero, por un lado, lo que debemos hacer es mezclar bien en un bol, con las manos o una espátula, para integrar muy bien la harina, bicarbonato, levadura, sal, cacao en polvo, avena y las semillas de sésamo. Reservamos a temperatura ambiente.
  • Por otro lado, picamos el chocolate con un cuchillo y troceamos la mantequilla en dados pequeños y los mezclamos con los dos azucares, la esencia de vainilla hasta integrar bien y la mantequilla se disuelva por completo, por último añadimos los huevos previamente batidos y mezclamos. 
  • Una vez bien mezclado, agregamos a este bol, la mezcla del primer paso, removemos con las manos, incorporando poco a poco con movimientos envolventes. Dejamos reposar al menos una hora en frío.
  • Sacamos nuestra mezcla del frío y sobre unas bandejas con papel de horno, con ayuda de una cuchara de café, hacemos unas bolas pequeñas de 30 gramos aproximadamente y disponemos sobre el papel de horno, presionando ligeramente por encima y con separación de al menos 3 centímetros entre cada bolita.
  • Metemos al horno pre calentado a 180ºC con calor arriba y abajo durante 16-18 minutos o hasta que doren los bordes (si usas 2 bandejas, las cambias de posición a los 8 minutos para que se cocinen por igual). No esperes que se dore en el centro, sino se secarán y se pondrán duras, así las galletas ya están cocinadas.
  • Sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla a ser posible. Guardar en un envase con tapa, mejor si es hermético, así te durarán hasta una semana, aunque te aseguro que de 2 días no pasan! A gozar!

Notas

Si quieres una masa algo más ligera, puedes añadir 20 gramos de Maizena y retirar 20 gramos de harina y si te gusta más el chocolate, aunque para mi está perfecta esta cantidad, añadir 50 gramos más de chocolate. También salen muy buenas con harina integral. Unas pasas o un poco de canela también le aportan, pero solo un poco, sino pueden volverlas algo empalagosas, si remojas estas galletas en un gran vaso de leche mientras desayunas, seguro que tu adicción está garantizada.
Por último, te lo repito, si usas un chocolate con leche, te recomiendo que bajes la cantidad de azúcar, podrían salirte unas galletas muy dulces.